Bienvenido a VEINCO
Somos una Clínica de Terapia Vascular en Monterrey

Como ya lo hemos mencionado, las várices son un padecimiento que se manifiesta por una incapacidad de los vasos sanguíneos, de devolver correctamente la sangre al corazón. Su evolución puede ser crónica y también conocemos que padecerlas puede ser por efectos hereditarios.

Las recomendaciones de los médicos especialistas sobre la salud vascular siempre es cuidar el estado de nuestras piernas, antes de que las várices puedan aparecer, pero después de manifestarse, los métodos de solución pueden ser distintos.

El objetivo principal de cualquier tratamiento aplicado es evitar las complicaciones: que la insuficiencia venosa afecte tu rutina y pueda convertirse en flebitis, que comiencen a aparecer pigmentaciones en la piel, úlceras o varicorragias, etc.

Para contrarrestar los síntomas de las várices o mantener el padecimiento controlado, los tratamientos son muy variados, y en algunas ocasiones se llevan a cabo cirugías para solucionar las obstrucciones venosas. Aunque la cirugía vascular supone un riesgo menor a la salud, ésta no es obligatoria en todos los casos, para solucionar la aparición de venas varicosas.

Así es, llevar a cabo un tratamiento de várices no significa tener que someterse a una cirugía como tal, existen otras formas de realizar un procedimiento que pueda devolver la salud y belleza a tus piernas.

Algunos de estos tratamientos pueden ser:

Tratamiento por medio de radiofrecuencia

Este tipo de procedimiento puede considerarse como una cirugía, pero se lleva a cabo de una manera muy sencilla y no se aplica anestesia general. Es un método realizado con una ligera incisión en la parte superior de la rodilla con el cual, por medio de un catéter, la vena afectada se cierra con el uso de calor. Es un tratamiento mínimamente invasivo con un tiempo de recuperación muy corto, sin secuelas. El paciente está caminando y sin vendajes 24 horas después.

Tratamiento cosmético.

Estos procedimientos son muy sencillos y se pueden realizar en consultorio. Este método se emplea para eliminar las arañitas y mejorar la apariencia de tus piernas. Por ejemplo, uno de los tratamientos para mejorar la apariencia de las venas en las piernas es la escleroterapia y se realiza por medio de inyecciones en zonas localizadas con una aguja muy fina, ayudando a aliviar los síntomas como hinchazón, calor y pesadez.

Cuando los malestares llegan a un punto donde son más intensos y requieren atención rápida es posible que sea necesario una intervención quirúrgica, pero la realización de este tipo de cirugías, como lo mencionamos, es de muy bajo riesgo para tu salud, con altas posibilidades de éxito.

¡Así que no hay por qué dejarlo para después! El cuidado de tus piernas es un asunto de salud que es muy importante atender, y mientras más rápido y oportuno sea el diagnóstico, más sencilla será la solución.

Recuerda que en Veinco Especialidades Vasculares puedes realizar el análisis de tu árbol vascular y nuestros especialistas podrán ofrecerte la solución más adecuada para tu caso. Nunca es tarde. Te estamos esperando.