Salud Vascular Archivos - Veinco
Bienvenidos a VEINCO
Alta experiencia en terapia vascular en Monterrey
5 síntomas de una mala circulación en las piernas

Como bien sabemos y lo hemos comentamos muchas veces antes, hay muchas formas de detectar el padecimiento de mala circulación en las piernas. Hoy te vamos a compartir 5 de los síntomas más comunes del mal retorno venoso.

Si te identificas con alguno de estos, es muy importante que acudas de inmediato con un especialista que te ayudará a resolver este padecimiento.

  1. Cambio de coloración en la piel
    Los cambios de coloración en el problema varicoso en su mayoría indican un estado avanzado del padecimiento. Pueden aparecer como pequeñas manchas color ocre en las pantorrillas y van acompañadas de pequeñas varices o “arañitas”. Es muy importante poder hacer un diagnóstico adecuado, ya que se puede confundir con algún otro padecimiento de la piel.
  2. Piernas hinchadas
    La inflamación de las piernas es muy común en el padecimiento de insuficiencia venosa crónica (IVC), pero no es la única enfermedad que produce edema en las piernas, por lo que hacer una evaluación a tiempo es muy importante. Esta inflamación va apareciendo poco a poco en el transcurso del día, y con mayor frecuencia se manifiesta en la parte baja de las piernas y en los pies, aunque también puede ser en toda la extremidad. El edema puede venir acompañado de dolor y tensión, así que es importante identificarlo para hacer un diagnóstico con los especialistas.
  3. Cansancio y/o pesadez
    Otro síntoma muy frecuente de la insuficiencia venosa crónica es el cansancio o pesadez de las piernas. Regularmente se presenta como un dolor intenso producido de la nada, es decir, sin haber hecho un esfuerzo físico extenuante. Esta situación obliga a las personas a no rendir al 100% en su día laboral.
  4. Calambres
    Los calambres son un síntoma que usualmente suele asociarse a otro tipo de padecimientos en las piernas, sin embargo, estos calambres se producen por la acumulación de toxinas en los músculos de las extremidades, y no pueden ser drenados correctamente, a causa de la insuficiencia venosa crónica.
  5. Ansiedad y pérdida de la atención
    Es muy frecuente que los síntomas más inespecíficos del padecimiento de insuficiencia venosa no sean identificados de forma oportuna, produciendo una sensación de ansiedad o incapacidad para la concentración, disminuyendo el rendimiento en la rutina del día. Ese malestar en las piernas es lo suficiente para distraer a cada persona de sus actividades, pero con frecuencia, no lo suficiente para ir al médico.

En VEINCO podrás encontrar a los mejores especialistas y el tratamiento ideal para resolver el padecimiento de mala circulación en tus piernas y evitar o combatir esas molestas arañitas y venas inflamadas. No pierdas más tiempo y ponte en contacto con nosotros.

Várices en verano: evita que el calor sea enemigo de tus piernas

Anteriormente te hemos hablado de la importancia que tiene cuidar de nuestra salud vascular para evitar que aparezcan esas arañitas o venas varicosas que pueden afectar el sano movimiento de nuestras piernas y su estética.

Si bien, este padecimiento puede presentarse en cualquier momento, hay una temporada en la que los malestares pueden intensificarse y esta es durante el verano, puesto que las altas temperaturas son detonantes de los síntomas tan característicos de las várices, como son la hinchazón y ardor.

Así como lo explica el especialista de VEINCO, el Dr. Gerardo Saldaña Montemayor, especialista en cirugía endovascular, “el calor produce vasodilatación o la expansión de las venas, esta presión hace que las venas se vayan deformando y sea una de las tantas causantes de la mala circulación, provocando trastornos en el retorno venoso de las extremidades inferiores”.

Con el reciente solsticio de verano, es importante darle el cuidado necesario a la salud de nuestras venas y optimizar su circulación antes de que las olas de calor nos alcancen. En esta nota te vamos a presentar unos excelentes consejos para esta soleada temporada no se convierta en un enemigo para tus piernas, y puedas disfrutar de tu ropa de verano favorita, luciendo espectacular.

Evita exponerte al sol durante mucho tiempo. Durante la temporada de contingencia, aprovecha y dale un respiro a tus piernas de toda esa exposición al sol habitual de tu día a día.

En los días más calurosos puedes aplicar duchas de agua fría en tus piernas y aplicar geles o cremas de efecto frío, para relajar la presión. En VEINCO contamos con excelentes opciones, consulta en nuestras redes sociales.

Al aplicar los geles y/o cremas de efecto frío, realiza un suave masaje con movimientos ascendentes para activar la correcta circulación de las piernas.

Evita utilizar ropa muy ceñida o ajustada que pueda provocar presión en la circulación de las venas.
Una excelente opción es usar medias de compresión ligeras que puedan mantener balanceada la presión ejercida en tus piernas.
Por último, y más importante, no descuides tu salud en general y haz ejercicio. Recuerda que una vida sedentaria es uno de los principales factores para la aparición de várices o para su deterioro.

No olvides que visitar a los especialistas siempre será la solución para este padecimiento de venas varicosas. En VEINCO contamos con lo último en tecnología y los médicos más capacitados para realizar los mejores tratamientos para tu salud vascular. ¡Visítanos!

Comparte esta información y envíanos un mensaje para más detalles.

Tenemos que hablar de hemorroides

Aunque para muchos es un tema complicado, los problemas de hemorroides son tan comunes como las várices en las piernas.

De hecho, en Estados Unidos, aproximadamente 10 millones de personas sufren este padecimiento y en nuestro país, de acuerdo con datos del Hospital General, alrededor del 5% de la población tiene problemas de hemorroides.

Además, se estima que el 50% de las personas mayores de 50 años tienen algún grado de enfermedad hemorroidal pero no lo saben. Y no lo saben porque tienen miedo hablar del tema.

Sin embargo. es importante acercarnos con un especialista ante cualquier indicio de que pudiéramos estar experimentando un problema hemorroidal, pues alrededor de este padecimiento existen muchos mitos que sólo complican el tratamiento.

Uno de los más populares que la comida picante provoca hemorroides. Sin embargo, no hay evidencia que compruebe eso, lo que sí es cierto es que, una vez que se tienen hemorroides, los médicos recomiendan es evitar la ingesta de este tipo de alimentos irritantes para no agravar la inflamación.

Otro de los problemas que implica la falta de claridad para hablar sobre el tema es que puede confundirse con cáncer y generar desgaste innecesario.

Y es que, debido a que los síntomas de las hemorroides, como el sangrado, la dificultad al evacuar y el dolor, son parecidos a los que pueden presentarse en algunos casos de tumores malignos en la zona recto-anal, la confusión es algo común… aunque completamente evitable.

Las hemorroides son un problema de salud como cualquier otro y como tal debe tratarse con un especialista y hablarse sin reservas.

La media más completa

En las medias de compresión está una clave para ayudar al tratamiento contra las várices, por eso, encontrar la media adecuada es tan importante.

Las medias de compresión, como su nombre lo dice, comprimen suavemente las piernas para que la sangre circule hacia arriba y cuando se tiene un problema de insuficiencia venosa, esto ayuda a prevenir la hinchazón de las piernas y da el descanso anhelado.

Existen medias de compresión que llegan al muslo o a la cintura, otras que llegan solo hasta la rodilla y su función es restringir la hinchazón por acumulación de líquidos en la parte inferior de las piernas y mejorar la circulación venosa.

Sirven también para prevenir úlceras venosas o el desarrollo de coágulos sanguíneos en las piernas, especialmente cuando se las usa después de una cirugía o de haber estado inactivo durante un tiempo

Sin embargo, elegir las medias adecuadas para nuestro problema requiere de ciertas especificaciones que deben ser dictadas por un profesional que las mida y pruebe.

Un factor importante es medir las piernas cuando están lo menos hinchadas posible, para que la elección sea más precisa.

Aunque existen algunas medias que se venden sin receta médica, pues son de compresión ligera, las medias para tratar la insuficiencia venosa un poco más severa necesitan tener la prescripción de un proveedor de atención médica.

Esto es importante algunas medias son para usarse todo el día hasta acostarse, otras todo el día y toda la noche. Elegir unas medias de compresión sin la supervisión de un especialista podría no dar el beneficio terapéutico deseado o provocar efectos secundarios.

La digestión afecta en tu salud vascular, ¡descúbre cómo!

Acerca del padecimiento de várices, ya hemos hablado acerca de los diferentes factores que pueden ocasionar su aparición, así como sus respectivas soluciones, destacando siempre que la mejor opción es prevenir con una valoración de tu salud vascular.

Siguiendo este tema, sobre otros padecimientos que provocan las várices como efecto colateral, llegamos a los problemas de digestión y la relevancia que tienen sobre la salud de tus venas.

Hoy te vamos a compartir la información que debes conocer sobre las situaciones gastrointestinales, en particular hablaremos sobre el estreñimiento; sus características, por qué produce la dilatación de las venas en las piernas y las mejores recomendaciones para solucionar o prevenir este padecimiento. Recuerda que una buena digestión, siempre será sinónimo de una buena salud general.

El estreñimiento es una complicación gastrointestinal que se produce por la disminución en la efectividad de los procesos de evacuación, generando un aumento en la presión de las venas, en especial las del recto. Esta condición digestiva, en consecuencia, tiene los mismos efectos en las venas de la parte inferior del cuerpo, por lo tanto en las de tus piernas. Si se convierte en un padecimiento crónico, es cuando sus resultados pueden ser más evidentes.

A esta condición también se le conoce como constipación, y puede presentarse en cualquier momento, a muchas personas de cualquier edad. Sabemos ahora que el estreñimiento forma parte de los factores causantes de várices en las piernas y por esto, es importante considerar los remedios que pueden ayudarte a evitar una mala digestión.

Mantener regularizada la actividad intestinal es de gran ayuda, y hoy te compartimos algunas soluciones que puedes considerar para beneficiar tu digestión y como resultado, la salud de tus piernas.

Consumir alimentos ricos en fibra

La fibra tiene como principal beneficio el facilitar al movimiento intestinal y regularización de la digestión. Las evacuaciones son más constantes y procesas mejor tus alimentos.

Tomar agua

Para que el remedio de la fibra sea efectivo, debemos apoyarlo consumiendo al menos 2 litros de agua diariamente. Además de mantenerte bien hidratado, te ayuda a activar el flujo sanguíneo, provocando mejoras en tu digestión. También ayuda a deshacerte de las toxinas que afectan a tu cuerpo. ¡Multibeneficios!

Hacer ejercicio

La actividad física favorece a la regularización intestinal, por tanto a una buena digestión. Hacer de 15 a 30 minutos de ejercicio al día, puede traerte beneficios digestivos y cardiovasculares, además de ayudarte a mantener una mejor condición física y activar tu metabolismo.  

Recuerda que vigilar tu salud debe ser una prioridad diaria, y en Clínica de Terapia Vascular queremos cuidar tu salud venosa. Cuida tu alimentación y tu digestión;  consulta con los expertos, siempre será el mejor cuidado que puedes brindarle a tus venas, tus piernas y todo tu cuerpo. ¡Haz tu cita, te estamos esperando!

¿Los hombres también pueden tener várices? ¡Descúbrelo!

Pero, las várices son más comunes en las mujeres, ¿no?…

Este suele ser el pensamiento de la mayoría de las personas acerca del padecimiento de las venas varicosas. Es verdad, las mujeres son más propensas a adquirir este padecimiento que puede presentarse a cualquier edad, pero los hombres no quedan exentos y el descuido de esta situación puede provocar problemas cardiovasculares serios.

“Por genética, o por circunstancias derivadas de su estilo de vida, es posible que los varones también desarrollen esas ‘arañitas’ en las piernas, que de no ser tratadas adecuadamente, pueden desencadenar en una trombosis”. Esto es lo que afirma el especialista Salvador Martínez García, de la Unidad de Medicina Familiar 80 del IMSS Jalisco.

Aunque sabemos que la mejor forma de prevenir es acudir con los médicos y realizarse una valoración con diagnóstico oportuno, queremos compartirte una serie de actividades que puedes realizar, dependiendo de tu rutina, para vigilar que todo siga yendo muy bien con la circulación de tus piernas.  

Llevar una alimentación sana

Seguramente este podría ser el secreto (no tan secreto) para remediar o prevenir la mayoría de los males. Tener un orden con nuestra rutina de alimentación, comer bien y con alimentos que ayudan a nuestro sistema cardiovascular puede ser clave.

Es muy difícil que no podemos ir en contra de nuestra genética, pero puede ser mucho más sencillo contrarrestarla con buenos hábitos.  

¿Muchas horas de pie? ¡Haz ejercicios efectivos!

Investigaciones médicas han confirmado que hasta el 35% de las personas que padecen este problema de salud son hombres, y suelen tardar más en acudir a una valoración porque sus síntomas de insuficiencia venosa son casi nulos.

El especialista Salvador Martínez García sostiene que hacer ejercicios leves que estimulen la masa muscular de las piernas, como pararse en puntas, hacer sentadillas o levantar las piernas a la altura de las rodillas, es beneficioso para quienes pasan mucho tiempo de pie.  

Señales de alerta

Si se presentan cambios en las venas de las piernas, así sean pequeñas manchas de color azul, acompañadas de pesadez, dolor y ardor, lo mejor es acudir inmediatamente con un especialista como los de Clínica de Terapia Vascular. Lo importante es impedir que estas pequeñas dilataciones se conviertan en una falla que impida la correcta circulación de sangre al corazón.

Después de conocer esta información, y si tus hábitos, trabajo y genética hacen que puedas ser propensa o propenso a desarrollar este padecimiento, aquí en Clínica de Terapia Vascular te estamos esperando para cuidar juntos de tu salud venosa.

Te contamos los beneficios de una caminata diaria

Como otras ocasiones, hemos mencionado que una de las mejores formas de mantener en óptimas condiciones la salud vascular es realizar una serie de ejercicios que activen la circulación de las piernas y fortalezcan la condición física de todo tu cuerpo.

¡Caminar es una de las mejores rutinas de ejercicios!

Además de beneficiar los músculos y quemas calorías, ayudamos al ritmo cardiaco y a la presión arterial. Pero ojo, no es suficiente con ir paseando por ahí, ya que los efectos que se están buscando con la caminata se reducen, esto debe hacerse a conciencia, midiendo la frecuencia cardiaca, con ropa adecuada y sobretodo, zapatillas deportivas adecuadas. Si le dedicamos al menos unos 30 minutos diarios a esta rutina, los resultados se podrán observar en muchos aspectos, entre ellos, la salud de las piernas.

Si lo realizamos todos los días, con el tiempo mencionado, la mejoría en el ritmo que llevemos irá mejorando y la siguiente es una lista de los primero cambios que se notarán.

Ayuda a regular la presión arterial y favorece el sistema circulatorio.

Puedes contrarrestar padecimientos tales como la insuficiencia venosa, que se puede localizar en muchas zonas del cuerpo, pero en mayor medida, las piernas.

Reduce el colesterol malo y ayuda a aumentar el HDL. (colesterol bueno)

Eliminas el riesgo de padecer afecciones del corazón.

Previene padecimientos como Asma, Diabetes tipo II y algunos tipos de cáncer.

Mantener el cuerpo activo y ejercitado ayuda a las células a trabajar de una forma adecuada y saludable.

Existen un montón de beneficios que podríamos seguir compartiéndote, pero nuestra meta principal es promover los mejores hábitos para dar atención a tu circulación, para el bienestar de tu piernas y salud vascular. Recuerda que utilizar métodos que ayuden a evitar la aparición de venas varicosas puede ser de gran ayuda, pero la mejor forma de resolver este padecimiento, es acudir con los especialistas que encontrarás en VEINCO By Clínica de Terapia Vascular. Aquí puedes conocer todo sobre tus venas y atender desde las várices, hasta la insuficiencia venosa en otras zonas del cuerpo.

No te pierdas muy pronto más información sobre esto.

¿Tu bronceado podría estar provocándote várices?

El verano está a la vuelta de la esquina y con él la creencia de que el bronceado perfecto es el remedio para ocultar las várices. El problema está en que más que ayudar a ocultar un “problema” estético, la exposición a los rayos de sol aumenta y agrava los síntomas y la apariencia de las arañitas. Pero aquí te explicamos el por qué
ocurre esto y lo que puedes hacer para mantener este padecimiento bajo control.

Lo principal es entender por qué aparecen las arañitas. Algunos factores que favorecen este problema de salud es la herencia genética, la obesidad, el sedentarismo, e incluso el embarazo y la menopausia. Considerando esto, podemos entender qué tan predispuestos estamos a padecerlas y tomarlo en cuenta para los cuidados que debemos tener. Si bien el sol no es el causante de las várices, sí influye en la apariencia y síntomas que éstas presentan. Esto se debe a que la elevada temperatura a la que nos exponemos al tirarnos a tomar un baño de sol hace que el cuerpo
reaccione queriendo bajar la temperatura interna, provocando la dilatación de las venas y trayéndolas hacia la superficie, haciéndolas visibles en la piel.

Si consideras que presentas cualquiera de los factores que pueden provocar la aparición de las várices, es de suma importancia que un Médico Cirujano Vascular te diagnostique por medio del Eco Doppler, estudio realizado por un Radiólogo Intervencionista que interpreta los resultados de este análisis para ofrecerte la solución más efectiva y tratar de una vez por todas este problema.

Una vez hecho este estudio, se puede tomar acción en prevenir cualquier problema que esté propenso a surgir e incluso si estas arañitas ya brotaron en cualquier parte de tu cuerpo, pueden ser tratadas por medio de la escleroterapia, el tratamiento que por medio de una solución salina colapsa las venas afectadas y redirige la circulación a venas más sanas.

En Clínica de Terapia Vascular tenemos todas las soluciones que necesitas para eliminar el problema varicoso de forma efectiva y con un equipo profesional con gran experiencia en el tema. Agenda tu consulta hoy mismo, aprovecha nuestra promoción del mes de mayo y obtén tu consulta de valoración SIN COSTO al realizarte el estudio de diagnóstico Eco Doppler.* ¡No dejes de disfrutar el verano! Contáctanos. #CTV

*Promoción válida al contar con seguro de gastos médicos.
*Vigencia al 31 de mayo de 2018.

Invierno, la mejor etapa para tratar varices
Invierno: la mejor época para tratar las várices

Además de representar un gran riesgo para la salud, el tener un problema vascular es sumamente incómodo y poco estético. Sin embargo, la mayoría de las personas que lo padecen suelen esperarse a que llegue el verano para tratarlo, cuando el dolor de las várices es más intenso por las altas temperaturas y sus piernas vuelven a ver la luz del sol tras pasar meses cubiertas por prendas utilizadas durante el invierno. El problema es que pocos se percatan de que la forma de lucir piernas increíbles, sanas y libres de várices en verano, es tratándolas en invierno. Hoy te explicamos por qué.

1. Es más fácil utilizar medias de compresión
Después de realizar tu tratamiento, especialmente si es láser y radiofrecuencia, tu médico te sugerirá utilizar medias de compresión para prevenir que las venas colapsadas lleguen a abrirse de nuevo. Esto es una tarea mucho más sencilla y cómoda teniendo el frío como excusa.

2. Tienes más tiempo para descansar
A pesar de que el procedimiento para remover las várices es ambulatorio, nunca está demás darte un tiempo para descansar. Debido a las condiciones climatológicas, es más probable que te quedes en casa durante la época del invierno que en el verano. Además, considera que la temporada tiene varios días festivos en lo que puedes descansar físicamente.

3. Los trajes de baño no serán un problema
Para cuando llegue el verano, el usar un traje de baño y shorts no será un problema para ti, pues tus piernas estarán sanas y libres de várices. Además no tendrás que preocuparte por protegerlas de la luz del sol, como normalmente tendrías que hacerlo si acabaras de realizar el procedimiento. Las piernas de verano, se hacen en invierno. Clínica de Terapia Vascular cuenta con un equipo de expertos con la más amplia trayectoria en el tratamiento de las várices. Además, podrás aprovechar nuestra promoción del mes de enero y obtener un 50% de descuento en tu consulta de valoración, tengas o no seguro de gastos médicos. No dejes pasar esta oportunidad y decídete a darle un giro a la apariencia de tu cuerpo cuidando tu salud. #CTV

Varices que no se ven
Hay várices que no son fáciles de ver, descúbrelas

La insuficiencia venosa es una de las enfermedades más riesgosas para la salud, en especial cuando no se tiene bajo cuidado. Es común que las personas presenten todos los síntomas de una complicación varicosa, pero al no presentar signos visibles se pasa por alto. Por ello, es sumamente importante el estar en monitoreo constante para realizar los procedimientos necesarios en caso de presentar esta grave enfermedad. Debido a que la mayoría de las venas se encuentran en un gran nivel de profundidad bajo la piel, los desórdenes venosos resultan difíciles de detectar. Por ello, es importante estar alerta a los siguientes síntomas:

● Dolor
● Fatiga
● Pesadez
● Calambres

Si consideras que presentas cualquier de estos síntomas te sugerimos realices una consulta de valoración. Considera que la forma más efectiva para evitar complicaciones vasculares es el examinarte por medio de un Eco-Doppler. Similar al ecocardiograma, el Doppler es un examen en el que ondas de sonido de alta frecuencia son rebotadas desde tu corazón y vasos sanguíneos para determinar cualquier insuficiencia que tu sistema esté atravesando. El procedimiento dura menos de 30 minutos, no es invasivo y tampoco causa dolor. La mayoría de las veces, los problema varicosos son sencillos de tratar.

En Clínica de Terapia Vascular te ofrecemos atención personalizada desde los trámites y papelerías hasta el fin de tu recuperación. Nuestro equipo de profesionales está compuesto por expertos en el área que pondrán a tu disposición la solución más efectiva para tu caso en particular.

Venas reventadas
¿Venas reventadas? Atiéndelas.

¿Encontraste una vena reventada en tus piernas? No te asustes, esto es un problema sumamente común. A menudo las venas varicosas en la zona baja del cuerpo pueden reventarse y comenzar a sangrar. Esto se debe a que la alta presión dentro de las venas estira la pared de las mismas y se va debilitando con el paso del tiempo.
A pesar de que dicha condición no suele representar un problema grave, hay ocasiones en las que ciertos niveles de sangrado pueden amenazar tu bienestar e incluso tu vida. Hoy te daremos una guía corta para entender mejor esta condición, así como algunas recomendaciones para sobrellevarla.

Para comenzar, es importante comprender los factores que generan la predisposición a padecer las venas reventadas. Tómalos en cuenta:

Golpes: tal vez no recuerdes haberte golpeado, pero este tipo de contacto físico puede romper la piel. No tiene que ser un impacto particularmente fuerte, el simple contacto al frotar tu cuerpo durante el baño con un estropajo puede provocar esta lesión en las venas superficiales.

Edad: conforme vamos envejeciendo, las arañitas empeoran y se vuelven más propensas a estallar.

Úlceras: éstas se deben a la insuficiencia venosa, pueden incluso erosionar en la misma vena hasta sangrar.

Ahora bien, lo más importante en esta situación es el actuar en tiempo y forma. Considera estos tips para una emergencia:

  • Eleva las piernas: esto ayuda a mejorar la circulación en la zona baja
  • Aplica presión: puedes hacerlo colocando un dedo sobre el sangrado y un vendaje de presión.
  • Utiliza medias de compresión: una vez que hayas colocado el vendaje, te sugerimos utilices medias de compresión encima de éste para asegurar la herida.

Las venas reventadas no deben ser tomadas a la ligera, lo mejor que puedes hacer para evitar otro episodio o incluso un problema mayor, es el visitar a un médico especialista vascular. Una de las prácticas más efectivas ejecutadas por expertos es la escleroterapia guiada por sonido, procedimiento mínimamente invasivo utilizado para prevenir hemorragias. Sin embargo, el primer paso a tomar es el agendar una consulta de valoración en la cual se defina el tratamiento indicado según sea tu caso en particular.

Primavera, la estacion para prevenir varices
Primavera: la estación ideal para tratar tus várices

La primavera está aquí, ¿preparaste tus piernas para recibirla? Si no es el caso, aún estás a tiempo de hacerlo. Esta estación es una de las preferidas por los especialistas para que sus pacientes atiendan su problema vascular y te decimos el por qué.

Las várices son una de las enfermedades más comunes entre latinos, sin embargo esto no quiere decir que debas pasar por alto cualquiera de sus signos o síntomas, especialmente si quieres lucir unas piernas sanas y lisas durante tus vacaciones de Semana Santa. Una de las quejas que más frecuentemente tienen las personas que padecen esta enfermedad, es la pesadez y ardor en las venas afectadas, estos síntomas aumentan con el factor del calor gracias al inicio de la primavera, volviéndolos insoportables. Por eso es sumamente conveniente decidirte a ponerle un alto a las várices de una vez por todas, ya que si esperas a que llegue el verano los síntomas pueden empeorar.

También es recomendable aprovechar el buen clima que caracteriza a esta temporada, pues la recuperación de cualquiera de los procedimientos que decidas realizar suele ser más rápida gracias a los días libres que estas fechas nos ofrecen para reposar. Es importante considerar que lo recomendable después de una cirugía de esta índole es
utilizar compresión a la medida para prevenir cualquier complicación en la circulación. Tomando esto en consideración, el clima primaveral es ideal para hacerlo, ya que los días son frescos y utilizar medias de compresión no es tan molesto como podría serlo durante los calurosos días de verano.

Más allá de lo estético, las várices son un problema vascular que de no ser tratado puede llegar a poner en riesgo la vida misma. En Clínica de Terapia Vascular encontrarás un equipo de profesionales sumamente capacitados que ponen a tu alcance la tecnología más avanzada para realizar el procedimiento indicado según tu caso en particular.